Autor: Psiconatural

Utiliza la Ansiedad a tu favor

aceptacionLa ansiedad llega a tu vida en el momento adecuado,

Quizás pensaras, ¿Porque llego?

Pides a gritos que se valla de tu vida, que no la necesitas.

Tengo una buena noticia para ti, la ansiedad ha llegado a tu vida para traerte un mensaje de cómo has estado viviendo todo este tiempo.

Cuando llega es porque ya has estado demasiado tiempo desconectada (o) de tu esencia, has perdido lo más importante, esa conexión contigo mismo(a).

La ansiedad es la manera de tu cuerpo de reaccionar ante las señales de peligro que constantemente emites a travez de tus pensamientos.

Pensamientos negativos, descuido hacia tu persona, comportamientos inadecuados como mala alimentación, poco descanso, uso de drogas entre otro.

Llevas la vida fijada (o) en el pasado o en el futuro, con una preocupación desmedida; muchas veces con un estilo de vida que no va acorde con tu verdadero ser.

De momento chocas con todas estas sensaciones a las cuales no le encuentras explicación; pero sabes que llevas mucho tiempo caminando hacia la ruta de la ansiedad. No es para que comiences a juzgarte o sentirte mal por eso, solo que no te has hecho consiente de tu verdadera esencia, llevas caminando si rumbo fijado en todo menos en el presente.

Es la primera vez que te detienes a sentir tu cuerpo, a preocuparte, aunque sea una preocupación de temor.taller_culpa_slider_v01-e1417689383154

La ansiedad ha llegado para que comiences a pensar en ti y a conectarte con tu esencia, para que comiences a crear conciencia real de tu vida, para que sueltes el pasado y te olvides del futuro.

Sentir y escuchar la ansiedad puede ser atemorizante, pero si te detienes a escucharla, te darás cuenta de que el mensaje que te trae es de transformación.

Tienes que comenzar aceptar que ya no puedes continuar con la vida que llevas, que tienes que modificar tu manera de pensar, dejar a un lado las creencias y crear conciencia de tu realidad.

  1. Detente unos minutos y disfruta de un momento a solas antes de continuar con tus tareas.

Tómate al menos cinco minutos diarios para adentrarte en tu propio universo interior. Busca un lugar tranquilo dentro de tu hogar, en el jardín o en el parque para simplemente escuchar los sonidos de la naturaleza y cuestionarte: “¿Qué me estimula en esta existencia? ¿Qué es lo que en realidad nutre mi esencia?”

  1. Presta atención a las señales de tu cuerpo.

Respira profundamente, trata de aliviar las tensiones del día y pregúntate cómo te sientes físicamente. Tal vez el cuerpo te esté pidiendo a gritos estirar algunos músculos, recostarte unos minutos o comer determinado alimento. Agradece a tu cuerpo por permitirte cumplir con tantas obligaciones diarias y piensa en qué necesitarías para sentirte mejor.

  1. Reconoce tus sentimientos, sin juzgarlos.

Muchas veces, cuando nos reconectamos con nosotros mismos luego de mucho tiempo de no hacerlo, nos sentimos “peor” en un principio. Esto se debe a que tenemos muchos sentimientos reprimidos no reconocidos, los cuales se han ido acumulado dentro y necesitan liberarse.

  1. Saca tiempo para descansar

Cuando sienta estrés, agotamiento o ansiedad; es señal de que su mente esta internamente confundida, enfrentada a situaciones que no sabe cómo solucionar. Deténgase, y relájese. Separe un espacio de su tiempo para calmar su mente, respire lenta y profundamente hasta que se detenga ese torbellino de pensamientos, no se deje absorber ni manipular por la situación, piense que con tanta preocupación no va a solucionar nada, más bien piense en una solución, en lo que va a hacer, y hágalo.

La ansiedad en su forma de angustia es una decisión personal y podemos liberarnos de ella, El problema real es que la gente está dividida por dentro: “Una parte de ti mismo se opone a la otra parte”. La solución: sobreponerse a la guerra interna para encontrar un yo que sea más integral. “La gente ansiosa se juzga tanto a sí misma que usualmente buscan a una persona más fuerte para manejar las incertidumbres y dificultades que parecen tan abrumadoras.

Deepak Chopra

“Cualquier persona con ansiedad necesita aprender cómo lidiar con el miedo y el pánico en una base diaria, mientras que, al mismo tiempo, no debe perder de vista la meta de largo plazo: encontrar su yo verdadero” Chopra.

Si sufres de ansiedad es el momento preciso para comenzar a descubrir tu esencia, a dejar fluir tu verdadero Yo, a dejar de juzgarte, comienza a pensar en ti.

tumblr_m51yln3ag51rw2l8so1_500

Dale la bienvenida a la ansiedad y dale las Gracias…

 

“Lo más importante es que necesitas hacer una conexión verdadera con el nivel de paz, silencio y seguridad que yace debajo de la turbulencia del estrés y presiones diarias. El método más confiable es la meditación, si eso resulta imposible, entonces siéntate durante 15 minutos dos veces al día en calma, cierra los ojos y respira”

Chopra.

Y. Brito/ Psicologa

Psiconaturalpr

(787)380-5721/ psiconaturalpr@gmail.com

 

"Tornado" Pensamientos y Sensaciones

hqdefault

Llegas de la nada sin avisar, causando incertidumbre en mi interior.

Creas una nube de miedo, que a medida que pasan los días se hace más inmensa.

Me pregunto:

¿Que estará ocurriendo?,

Ocasionando que intensifique el miedo.

Comienzo a buscar respuestas, llega la frustración, nadie me comprende, nadie me da explicaciones. Transcurren los días, las noches y continua la incertidumbre, esta vez acompañada de una opresión en mi pecho, miedo a la sensación, cuestionamientos.

Llega otro día mas, temblor en mi cuerpo, debilidad, se va disminuyendo mis ganas, no voy a trabajar.

¿Que estará pasándome?, ¿Porque me estoy sintiendo así?

Otra vez la misma sensación, miedo, buscar explicaciones que no encuentro, nadie me sabe explicar.

Pensamientos llegan sin cesar, miedo, miedo a una enfermedad grave, miedo a morir, miedo al abandono,7-pensamientos-irracionales-que-debes-evitar--L-iICS2K

¿Porque tanto miedo?…

ahora me siento peor, dolor de cabeza, dificultad para respirar. Ahhhhh!!! Ya no puedo mas…

No quiero salir de mi casa, el simple hecho de conducir me da miedo, me monto en el auto, comienzo a sudar, me tiemblan las manos,

¿Miedo… Miedo a que?…

Otra vez esta sensación…

Alguien me conto que la amiga de la amiga le pasaba lo mismo, luego entre a google, ahhh… miedo... infarto, derrame cerebral, cáncer… Miedo.

Ya tengo que parar de pensar, ¿me estaré volviendo loco (a)??

Psiquiatra… Medicamentos… efectos secundarios…  ¡MIEDO!!!

¿Psicólogos??… No estoy Loco (a)…

Médicos, Generalistas, internistas, gastroenterólogos, endocrinólogos, hematólogo, fisiatra… Ninguno me dice que está pasando en mi…

¡Miedo, Miedo, Pensamientos!!!

¡Llego la noche, la misma sensación, opresión en el pecho, ohh!!

Algo nuevo, ¡siento un calentón en el cuerpo!! Google… Alta presión… Miedo

Otro día mas, ajoro en la mañana, trafico, estrés laboral… No me gusta mi Trabajo…Pero no lo puedo dejar… La economía esta mala… luz, agua, facturas…

estres

¡No tengo tiempo!!!

¡Me he descuidado!!

¡Ayudo a todos y nadie me ayuda!!!

¡No me he podido realizar!!

¿Que me estará pasando?…

Luego de leer este tornado de pensamientos y eventos, Todavía te preguntas de donde surge tu ansiedad…

“Un pensamiento no producirá dolor si nosotros no se lo permitimos”.

“Debemos aprender aceptarnos en lugar de seguir luchando contra nosotros mismos”.

“Cuanto más desees que llegue el invierno, más largo se te hará el verano”

Buda

“Cuando las cosas temidas ya no se temen se alejan”

Lao Tse

Recuerda

“Un Pensamiento o sentimiento no tiene tanto poder para herirte si tu no le das fuerzas”

Por: Y. Brito

Psicologa /Psiconaturalpr

(787)380-5721 o psiconaturalpr@gmail.com

 

¿Porque estoy sintiendo tantas reacciones físicas?

Visito especialistas y ninguno me da un diagnostico…

En la actualidad son muchas las personas que sufren de constantes malestares físicos, muchos de ellos sin razón aparente o un motivo biológico. De la misma manera han invertido mucho dinero en análisis médicos buscando una explicación.

Estos síntomas y sensaciones se van acrecentando cuando tenemos días cargados, los cuales están provocados por niveles altos de estrés.

Debes saber que altos niveles de estrés, y el no saberlo manejar adecuadamente tiene cambios significativos en nuestro sistema nervioso, ocasionando que segreguemos niveles altos de adrenalina, cortisol y activando nuestro sistema simpático.

SISTEMA

Todo esto ocurre por la respuesta de peligro y huida, que le estamos enviando a nuestro cuerpo, ya sea por nuestros pensamientos negativos constantes, o el ver los días como unos peligrosos y de alta demanda.

Por consiguiente, comenzamos a presentar síntomas de ansiedad, referente a ella, te digo que no es peligrosa, solo es una reacción de tu cuerpo ante esos mensajes de peligro que le estas enviando. No obstante, si esos mensajes de peligro son irracionales, constantes y te están produciendo reacciones que te impiden realizar tus actividades rutinarias. Podrías estar sufriendo de Trastornos de Ansiedad.

Los síntomas se encuentran divididos de la siguiente manera:

problemas-cardiovascularesFísicos:

  • Taquicardia
  • Palpitaciones
  • Opresión en el pecho
  • Falta de aire
  • Temblores
  • Sudoración
  • Molestias digestivas
  • náuseas
  • vómitos
  • “Nudo” en el estómago
  • Alteraciones de la alimentación
  • Tensión y rigidez muscular
  • Cansancio
  • Hormigueo
  • Sensación de mareo e inestabilidad.

Si la activación neurofisiológica es muy alta pueden aparecer alteraciones del sueño, la alimentación y la respuesta sexual.

locoPsicológicos:

  • Inquietud
  • Agobio
  • Sensación de amenaza o peligro
  • Ganas de huir o atacar
  • Inseguridad
  • Sensación de vacío
  • Sensación de extrañeza o despersonalización
  • Temor a perder el control
  • Recelos
  • Sospechas
  • Incertidumbre
  • Dificultad para tomar decisiones.
  • En casos más extremos, temor a la muerte, a la locura, o al suicidio.

ESTRES1Conducta:

  • Estado de alerta e hipervigilancia
  • Bloqueos
  • Torpeza o dificultad para actuar
  • Impulsividad
  • Inquietud motora
  • Dificultad para estarse quieto y en reposo.
  • Estos síntomas vienen acompañados de cambios en la expresividad corporal y el lenguaje corporal: posturas cerradas, rigidez, movimientos torpes de manos y brazos tensión de las mandíbulas, cambios en la voz, expresión facial de asombro, duda o crispación, etc.

ansiedad-500x383Intelectuales o cognitivos:

  • Dificultades de atención
  • Concentración y memoria
  • Aumento de los despistes y descuidos
  • Preocupación excesiva
  • Expectativas negativas
  • Rumiación
  • Pensamientos distorsionados e importunos.
  • Incremento de las dudas y la sensación de confusión.
  • Tendencia a recordar sobre todo cosas desagradables.
  • Sobrevalorar pequeños detalles desfavorables.
  • Abuso de la prevención y de la sospecha.
  • Interpretaciones inadecuadas, susceptibilidad, etc.

p943_0_01_01Sociales:

  • Irritabilidad
  • Ensimismamiento
  • Dificultades para iniciar o seguir una conversación, en unos casos, y verborrea en otros.
  • Bloquearse o quedarse en blanco a la hora de preguntar o responder, dificultades para expresar las propias opiniones o hacer valer los propios derechos.
  • temor excesivo a posibles conflictos, etc.

No todas las personas tienen los mismos síntomas, ni éstos la misma intensidad en todos los casos. Cada persona, según su predisposición biológica y/ o psicológica, se muestra más vulnerable o susceptible a unos u otros síntomas.

Escrito por: Y. Brito/ Psicologa 

Psiconaturalpr/ Psychological Services & Wellness Therapies

Specialists in Anxiety Disorders

 

 

Mindfulness para reducir la ansiedad

10-Day-Mindfulness-slider

La palabra mindfulness no tiene una traducción exacta al español. Por este motivo se utiliza la palabra en inglés. No obstante, suele traducirse como atención plena, momento presente, aquí y ahora. Implica centrarse en el momento presente de una manera activa, siendo conscientes de la experiencia que estamos viviendo dentro o fuera de nosotros, tal y como es, sin pretender controlarla, ya sea un pensamiento, una emoción, un recuerdo, las palabras de otra persona, etc. Conectarte con tu propósito de vida, con tu esencia interior sin juicio y sin prisa.

El mindfulness es mucho más que una técnica. Es también un modo de estar en el mundo, un modo de vida un modo de actuar y comportarse o de enfrentarse a los retos y dificultades de nuestras vidas. Es un modo de vida que implica dejar de huir del sufrimiento para aceptarlo como una parte inherente a la vida, algo que estará siempre presente, junto con la felicidad. El sufrimiento y felicidad pasan a ser las dos caras de la misma moneda, van juntos, son inseparables y ambos nos ayudan en nuestro desarrollo personal.

Cuando practicas mindfulness tienes el propósito de permanecer con tu experiencia, ya sea comer, meditar, pensar en algo concreto o sentir una emoción determinada. Así pues, mindfulness significa que tienes las riendas de tu mente y la controlas, sin dejarla vagar al azar y viviendo el presente.

El mindfulness resta poder a tus pensamientos y emociones negativas

El mindfulness consiste en atender a tus pensamientos (por ejemplo, tus autocríticas), emociones u otros contenidos mentales desde una conciencia separada de ellos, que los observa como un producto de la mente.

Mindfulness implica atender y observar sin juzgar ni criticar

Por este motivo te sirve de ayuda para aceptarte en vez de criticarte. Prueba a observar todo lo que pasa por tu mente sin juzgar, ni evaluar, ya sea en sentido positivo o negativo, y verás que hay una gran diferencia. Tu forma habitual de relacionarte con los contenidos de tu mente ha sido probablemente la de juzgar. Intenta cambiar esto y comprueba su efecto. Es como si un día estás tranquilamente en tu casa y al mirar por la ventana ves que está lloviendo. Entonces dices: “Ah, está lloviendo” y luego sigues con lo que estabas haciendo. Con los contenidos de tu mente puedes elegir hacer exactamente lo mismo.

Cuando observas tu mente generar el pensamiento “eres un idiota incapaz de hacer nada bien”, cuando ves surgir en tu interior el miedo o la tristeza puedes hacer lo mismo que con la lluvia: “vaya, mi mente me está diciendo que soy idiota”, “ha surgido tristeza en mi interior”. Practicar esto supone practicar la aceptación en vez de tratar de huir de los contenidos mentales desagradables.

ansiedad-500x383.jpg

Cuando se sufre de trastornos de ansiedad o depresión, nuestros pensamientos son parte fundamental ya que como pensamos se va manifestar en nuestra mente y cuerpo. Los miedos que nos producen ansiedad son producidos por pensamientos automáticos manifestados constantemente La ansiedad es un problema muy común que nos afecta a todos en algún que otro periodo de nuestras vidas. En esencia, la ansiedad es un sentimiento intenso de preocupación que se vuelve recurrente y que esconde en el fondo un temor por el futuro ya que pensamos que experimentaremos un gran sufrimiento desde el punto de vista emocional.

No estás en el presente cuando tu mente está enfrascada en una serie de ideas obsesivas sobre lo mal que te puede salir lo que estás haciendo, los muchos errores que cometes, lo que pueden estar pensando de ti los demás, o todo lo que tienes que hacer mañana. La persona que sufre de ansiedad sus pensamientos está arraigada en el futuro, preocupándose por las cosas malas que podrían pasar. Realizar alguna tarea basada en la identificación con esos contenidos mentales de ansiedad significa hablar centrado en los demás y en juzgar tu propi comportamiento, mientras con mindfulness significa centrar tu atención en lo que de verdad importa, en el momento presente, en lo que deseas hacer y estás haciendo, en lo que tú (y no tu ansiedad o tu miedo) decide centrar la atención.

Cuando actúas con mindfulness tienes el control de tu atención en vez de dejarte controlar por ese ansioso piloto automático que desvía tu atención hacia cosas irrelevantes y que además no se limita a observarlas y dejarlas estar, sino que evalúa y juzga.

aceptacion-blogDurante el proceso de trabajar los trastornos de ansiedad debemos practicar la aceptación.

Aceptar es lo contrario a evitar. Tendemos a evitar los pensamientos y emociones que nos causan dolor. Mindfulness implica aceptarlos, quedarte con ellos mientras están ahí, sin huir. La práctica de esta aceptación hace aumentar tu resilencia y resta poder a esos contenidos dolorosos. Mindfulness es ser consciente de cada momento sin pretender cambiarlo o cambiarte a ti. Es experimentar el momento sin interpretarlo.

Si practicas este tipo de aceptación, tus contenidos mentales dolorosos, esos que ahora tienen tanto poder para hacerte daño, se irán debilitando y dejarán de ser más fuertes que tú y de tener el control sobre tu vida. Si no haces algo que deseas hacer por la ansiedad que te genera, la ansiedad te domina a ti; si aceptas tu ansiedad, la dejas estar y haces lo que deseas hacer a pesar de ella, centrando tu atención en el presente y en lo que importa, no en la ansiedad, entonces tú eres más fuere que tu ansiedad.

Cuando tienes como practica la atención plena en tu vida, es un modo de estar en el mundo de manera consiente.  No es una técnica para hacer que los problemas psicológicos desaparezcan, sino un modo de vivir y estar, logrando que esas emociones negativas no dominen tu vida. Cuando observas un pensamiento, emoción o conducta propia puedes simplemente etiquetarlo como agradable, desagradable o neutro en vez de empezar a criticarte o juzgarte por haber hecho tal o cual cosa (conducta); en vez de dejarte enganchar por tus pensamientos y creerte cualquiera cosa que te diga tu mente, o en vez de dejar que tus emociones te atrapen y dominen.

Por todos estos motivos, adoptar el mindfulness como modo de estar en el mundo trae consigo una reducción considerable del malestar emocional, pues la mayor parte de ese malestar te lo causas a ti mismo cuando:

  • Das una importancia excesiva a tus contenidos mentales

  • Te crees todo lo que te diga tu mente

  • Vives en el pasado o futuro en vez de fluir con el momento presente, con el instante.

  • No aceptas el dolor y malestar que forma parte de la vida, como el miedo, la tristeza o la ansiedad que puedas sentir.

  • No sientes compasión hacia ti.

He aquí algunos ejercicios para eliminar la ansiedad con los cuales podrás comenzar a practicar:

  1. Siéntese y póngase cómodo. Cierre los ojos. Permítase relajarse y concéntrese en la respiración para calmar la mente.
  2. Introduzca la sensación de ansiedad en este espacio y siéntese a su lado, justo como lo haría con un amigo: mire y escuche con mucha atención y, sobre todo, con mente abierta.
  3. Encuentre el color que mejor se adapte a la sensación que está experimentando.
  4. Experimente cambiando el color y fíjese en los cambios en la sensación de ansiedad.
  5. Desarrolle estas imágenes e intente otras modificaciones relacionadas con el tamaño, la posición y el movimiento.
  6. Continúe cambiando detalles. Cuando la ansiedad se ha reducido al menos en un 50% abra los ojos y tome un descanso.
  7. Repita todo el proceso de 5 a 10 veces durante 3 a 4 días. Observe cómo las percepciones cambian cada día.

Por: Y. Brito, Psicologa

Fundadora de Psiconaturalpr, Psicologia Alternativa, Nos especializamos en Trastornos de Ansiedad.

Ave. Andalucía #500, Puerto Nuevo, San Juan Puerto Rico

(787)380-5721 o psiconaturalpr@gmail.com

 

Libera tensiones, relajando tu cuerpo

oficina1Estirarnos nos relaja, nos quita de encima la tensión diaria. En el ritmo de vida actual muchas veces existe un déficit de actividad física que ocasiona, sobrepeso, estrés… raramente éste se considera un problema de primer orden, cuando la realidad es que influye muy negativamente en nuestro cuerpo y mente.    A lo largo de un día normal debemos estirarnos, ante todo si hay que mantener la posición largo rato, sentado frente al ordenador o la televisión. Después del ejercicio físico también es muy importante estirar, eliminar toxinas y recuperar el tono muscular normal. Además mejoramos la lubricación de las articulaciones. Después del ejercicio físico también es muy importante estirar, eliminar toxinas y recuperar el tono muscular normal. Además mejoramos la lubricación de las articulaciones ya que aumentan su producción de líquido sinovial.

    A través de los estiramientos conseguimos básicamente tres beneficios: prepararnos para la actividad a realizar, recuperarnos de la fatiga y relajarnos. Vamos a hacer hincapié especialmente en este último aspecto.

    El estrés, el cansancio, las sobrecargas por esfuerzo o por trabajo habitual ocasionan rigidez muscular y dolor. El músculo se contrae por la acumulación de toxinas que dificultan la circulación. A través del estiramiento conseguimos recuperar el tono normal del músculo, liberar toxinas y dejar fluir la circulación. Los estiramientos reducen la fatiga y nos proporcionan una sensación de bienestar y alivio.

    El estiramiento ha de ser razonable, sin dolor, para devolver al músculo su longitud normal sin provocar lesiones.

    Las emociones, ansiedad, angustia, también provocan rigidez a nuestro cuerpo ya que lo que afecta a nuestro sistema nervioso se transmite a nuestros músculos. Un músculo no elimina la fatiga hasta que no se relaja y se extiende volviendo a su longitud habitual permitiendo así que la sangre fluya libremente. Por otro lado facilitamos el autoconocimiento, el diálogo interior con nuestro cuerpo incrementando el descanso psíquico, en este sentido el estiramiento facilita la relajación mental.

img_banner_home_interna_ejercicio

Beneficios de los estiramientos

  • Nos producen una sensación de placer, alivio y bienestar.

  • Mantienen la elasticidad muscular.

  • Mantienen la movilidad de las articulaciones.

  • Facilitan corregir una mala postura.

  • Disminuyen el riesgo de lesión.

  • Facilitan el aprendizaje deportivo.

  • Aumentan la relajación física y psíquica.

  • Reducen la tensión muscular y las molestias musculares.

  • Favorecen la conciencia corporal.

  • Favorecen la producción de endorfinas, hormonas que calman.

    ashtanga-yoga

Psicología Alternativa

meditationA menudo me han preguntado qué significado tiene la Psicología Alternativa y si responde a alguna moda social. La respuesta es sencilla. No somos maquinas, La Psicología Alternativa no es una moda, responde a necesidades reales de personas que ya están cansadas de tecnicismos y divanes. Es una «alternativa» para aquellos que buscan otras formas de trabajar su mundo emocional. Son parte complementaria de la psicoterapia tradicional.

Las Terapias Psicológicas Alternativas son:

  • Una forma más humana y natural de enfrentarse al sufrimiento anímico. Ni el terapeuta se sitúa en un podio ni el paciente en un diván. Mediante unas pautas sencillas, cercanas y de lenguaje accesible, aprendemos a sanar nuestro malestar emocional y a confiar de nuevo en nuestros talentos y capacidades.
  • Una ayuda muy beneficiosa para que las personas se impliquen en su proceso vital desde el primer momento.
  • Al estar centradas básicamente en el desequilibrio que ha causado el sufrimiento emocional, están muy indicadas para aquellos que la sociedad considera «especiales» o «diferentes», como las personas altamente sensibles (PAS). La alta sensibilidad no es una patología en sí, pero puede ser la causa de emociones, pensamientos y formas de actuar anómalas si no se cuenta con la ayuda adecuada para encauzarla.
  • La Psicología Alternativatrabaja de forma muy estrecha con modelos también alternativos, integradores y holísticos. Prestamos atención a la persona en conjunto, no a cada una de sus «piezas». El ser humano es una unidad irreductible: todas sus «partes» están estrechamente relacionadas, si las aislamos para su análisis o tratamiento, perderán su naturaleza.

 

 

Equilibrio mental y emocional en tiempos de crisis.

Ruiz-N-253-aEn la actualidad los escenarios a nivel local y mundial nos trastoca a todos por su alto contenido negativo, lo que produce a cada paso que damos sensación de tensión, inestabilidad y frustración.

Cuando se sufre de trastornos de ansiedad todo lo que nos rodea nos parece cargado y puede ocasionar mucho estrés.

A pesar de que trabajemos constantemente con nuestras emociones, nos encontramos inmersos en un ambiente con un alto nivel de estrés; donde muchas personas manifiestan el no poder “escapar”.

Por ejemplo;

 Realizas visualizaciones diarias, meditación, Yoga; pero llegas a tu lugar de trabajo y es un ambiente cargado, conversaciones negativas, gente negativa, prendes el radio problemas económicos, al igual las redes sociales. Probablemente de antemano logres procesar favorablemente la información ya que te encuentras equilibrado física y emocionalmente todos los días.

 No obstante, después de 3 ó 4 horas viviendo en una situación de estrés constante, inevitablemente empezarás a sentir que tu energía va disminuyendo, y poco a poco te dejarás arrastrar por la emoción predominante en el ambiente.

2287349-distressed-piggy

¿Cómo puedes evitarlo?

Si lo visualizamos como una enfermedad, lo más adecuado sería la “cirugía”, es decir, si es una situación que se produce habitualmente y nos crea un desgaste día a día, el primer planteamiento sería “cortar por lo sano”, por lo tanto, abandonar ese ambiente negativo. Sin embargo, esto no siempre es posible, así que tendremos que tomar medidas. Algunas sugerencias son:

1. Responsabilízate

Evita verte a ti mismo como una víctima. Toma la decisión consciente de que vas seguir adelante y vivir en este ambiente nocivo, por lo motivos que sean. Si te pasas todo el tiempo pensando “debería buscar otro trabajo” pero no lo haces, no te estás responsabilizando de tu situación actual y desgastas una energía preciosa que es vital para afrontar esta situación.

2. Desconéctate por un momento

Procura no estar conectado la mayoría del tiempo a las redes sociales, ya que la información constante puede abrumarte y estresarte. Si es posible elimina las aplicaciones de noticias locales e internacionales, si te parece solo deja las más confiable, no es necesario tener tantas.

Ve las cosas desde su justa perspectiva, sin juicio, nos saquemos conclusiones basadas en el ambiente cargado y negativo.

Si piensas que aun así no puedes dejar de preocuparte, procura desconectarte completamente.

Prueba 1 - Copy

3. Recárgate

Visualízate a ti mismo como una batería. Entras en la oficina con una
carga energética de 100. Márcate a ti mismo un nivel de alerta y revisa de vez
en cuando a qué nivel estás. Por ejemplo, por debajo de 75 es un nivel naranja
y por debajo de 50 un nivel rojo. Toma medidas al respecto. Por ejemplo, con un
nivel entre 75 y 50 cierro los ojos, respiro profundamente y evoco un momento
de mi vida que me provoque una emoción positiva o reviso los motivos por los
que puedo estar agradecido por la situación vivida. Con un nivel inferior a 50
salgo a tomar el aire cinco minutos.

4. Toma el aire

Tú puedes salir porque tienes la necesidad de respirar y relajarte. Siempre que
lo necesites, sal y da una vuelta. En esos cinco minutos relájate, evita pensar y sé consciente del momento presente. ¡Aprovéchalos al máximo!

5. Entorno positivo

Crea un entorno positivo en el trabajo. Puedes poner plantas, fotografías, etc. Cuando desvíes la vista y observes alguno de ellos hazlo de forma consciente, evoca momentos positivos para recargar tu energía. No se trata de crear un sentimiento de añoranza por lo que podría estar haciendo o sentimientos de culpa por lo que he abandonado para estar aquí, porque entonces te descargas. La idea es “estoy en el momento presente” y evoco la emoción que sentía cuando estaba abrazando a mi hija para “recargar las baterías”.

6. Obsérvate

Ya que estás en esta situación, aprovéchala para entrenarte y aprender
todo lo que puedas acerca de ti mismo y de los demás. Obsérvate y mejora tu
autoconocimiento.

7.  Agradecimiento

 No desees estar en otro lugar, sino estarás mirando siempre el reloj
esperando que sea la hora de terminar para salir corriendo. Agradece todo lo
que te está ocurriendo porque te está ayudando a crecer y madurar como persona.

8.  Inmunízate

Emite emociones positivas que ayuden a contrarrestar las negativas del
ambiente. De esta forma te inmunizarás. Siente amor, compasión, agradecimiento,
felicidad, paciencia, confianza… 

9.Contagia a los demás. 

Las emociones se contagian. Si emites emociones positivas a gran frecuencia puedes contagiar a las personas que están a tu alrededor.

 ¡Pruébalo!

Por: Y. Brito, Psicologa

Psiconaturalpr

Facebook: Psiconaturalpr

(787)380-5721

Depresión

Por: Lcda. Y. Brito

Psicóloga

depresion1

Muchas personas utilizan la palabra depresión para auto diagnosticarse o diagnosticar a los demás cuando se sienten tristes.

“Estas depresivo, estoy en la depre”.

Pero en realidad es mucho más que eso, y debemos utilizarlo con seriedad.

La depresión se puede describir como el hecho de sentirse triste, melancólico, infeliz, abatido o derrumbado. La mayoría de nosotros se siente de esta manera de vez en cuando durante períodos cortos, no obstante, La depresión clínica es un trastorno del estado anímico en el cual los sentimientos de tristeza, pérdida, ira o frustración interfieren con la vida diaria durante un período de algunas semanas o más.

La depresión no tiene genero ni edad…

Existen varios tipos de trastornos depresivos. Los más comunes son el trastorno depresivo grave y el trastorno distímico.

Además, depresión psicótica, postparto, afectivo estacional

¿Sufres realmente de depresión?

Se pueden presentar síntomas depresivos ante situaciones que conlleven un fuerte estrés, ya sea de tipo laboral, económico o de relaciones interpersonales, que irán remitiendo paulatinamente a partir de que desaparezca el desencadenante del estrés; es lo que se denomina trastorno adaptativo con estado de ánimo deprimido.

Igualmente hay que descartar las depresiones secundarias, que son aquellas que muestran síntomas depresivos pero que tienen su causa en problemas somáticos o están provocados por ciertos medicamentos.

Se trata de un problema muy frecuente, se estima que afecta a 300 millones de habitantes en todo el mundo, siendo, según la OMS, la primera causa de discapacidad mundial.

Escucha también el audio:[soundcloud url=”https://api.soundcloud.com/tracks/316398221″ params=”auto_play=false&hide_related=false&show_comments=true&show_user=true&show_reposts=false&visual=true” width=”100%” height=”450″ iframe=”true” /]

Los diferentes tipos de depresión se clasifican en función a los síntomas que muestra el paciente.

depresionGrupo A

  1. Duración no inferior a 2 semanas.
  2. No atribuible al consumo de sustancias psicoactivas o a trastornos mentales orgánicos.

Grupo B

  1. Humor depresivo no habitual en el paciente, constante durante todo el día y mantenido en el tiempo de forma casi constante. No varía con las circunstancias ambientales del sujeto, y persiste al menos durante 2 semanas.
  2. Pérdida o ausencia de interés por actividades anteriormente placenteras.
  3. Aumento de la capacidad de fatiga, o pérdida de la vitalidad habitual.

Grupo C

  1. Pérdida de la autoestima y de la confianza en uno mismo. Sentimiento de inferioridad no justificado prolongado en el tiempo.
  2. Auto-reproches constantes y desproporcionados con sentimiento de culpa excesiva e inadecuada.
  3. Pensamientos de muerte o suicidio recurrentes, incluyendo tentativas.
  4. Disminución de la capacidad de concentración y pensamiento. Suele acompañarse de falta de decisión.
  5. Aparición de lentitud de las funciones motoras, o agitación.
  6. Alteraciones del sueño.
  7. Variaciones del peso corporal por descontrol alimentario (aumento o descenso marcado del apetito).

Grupo D

  1. Presencia de síndrome somático, compuesto por alucinaciones, delirios, retardo psicomotor o estupor grave, concordantes o no con el estado anímico del paciente.

Cuidados para la depresión

Aparte del tratamiento farmacológico o psicoterapéutico es importante, una vez que haya hecho efecto y que el paciente sienta que ha mejorado su condición, que se sigan ciertos consejos o modos de vida.

  1. Tener pensamientos positivos.
  2. Cuidar la salud física.
  3. Mantener un calendario diario uniforme.
  4. Reanudar las responsabilidades forma lenta y gradual.
  5. Aceptarse a uno mismo. No compararse con otras personas que considera favorecidas.
  6. Expresar las emociones.
  7. Seguir en todo momento y hasta el final el tratamiento impuesto.
  8. Reunirse periódicamente con el terapeuta.
  9. Comer una dieta equilibrada.
  10. Hacer ejercicio físico.

 

Escrito por Y. Brito, Psicóloga y Fundadora de Psiconaturalpr

Especialista en trastornos de ansiedad y psicología alternativa.

 

El Estrés En Nuestra Vida, Como nos afecta física y emocionalmente

estresNos encontramos viviendo en un tiempo donde la vida a perdido su esencia, su calma, pausa, tranquilidad. Los problemas económicos, familiares, laborales y situaciones de ámbito local e internacional, ocasionan incertidumbre en el ser humano y por consiguiente incrementa la sensación de impotencia y frustración; logrando desequilibrar nuestro organismo y activando nuestros mecanismos de defensa, alerta y huida.

Si observamos la naturaleza no hay prisa, las estaciones del año tienen su inicio y su fin, los animales descansan luego de su día de caza. Los arboles florecen a su ritmo y a su tiempo.

Entonces siendo así, ¿Por qué Los seres humanos que somos animales pensantes“Homo Sapiens Sapiens” (Hombre que sabe””, vivimos en un constante ajoro, prisa y desespero?… La naturaleza fue sabia y nos dotó con mecanismos suficientes para nuestra existencia y sobrevivencia.

Si es lunes ya estamos pensando que vamos hacer el jueves y así sucesivamente ocasionado que tus niveles de estrés se eleven.

ESTRES1¿Que es el estrés?

“Es un sentimiento de tensión física o emocional”.
“Proviene de cualquier situación o pensamiento que te pueda causar frustración, enojo o alterar tu sistema nervioso”.
“Es una reacción del cuerpo ante un desafío”

Cuando nos encontramos atravesando por niveles altos de estrés, nuestro cuerpo comienza experimentar cambios y libera altos niveles de hormonas como el Cortisol y la Adrenalina.

Un incremento en el Cortisol ocasionado por el estrés, puede afectar tu sistema inmunológico, ocasionado que estés más propenso a contraer virus, alergias entre otros.
A su vez incrementa tu presión sanguínea, tus niveles de azúcar en la sangre, dificultad en la concentración y memoria y cambios en tu sistema digestivo.

Por otra parte, cuando enviamos señales a nuestro cuerpo de peligro y nos encontramos en tensión a raíz de la acumulación de estrés, la liberación de Adrenalina se hace presente en nuestro cuerpo; presentando incremento en la frecuencia cardiaca, a raíz de la contracción de los vasos sanguíneos. Dilatación de los conductos de aire, por tal razón se presenta dificultades en la respiración.

Escucha el audio: [soundcloud url=”https://api.soundcloud.com/tracks/316271090″ params=”auto_play=false&hide_related=false&show_comments=true&show_user=true&show_reposts=false&visual=true” width=”100%” height=”450″ iframe=”true” /]
Screen Shot 2017-04-03 at 11.18.37 AM.png

El estrés activa nuestro sistema simpático, el responsable de acelerar las funciones del organismo y nos prepara para la acción de lucha o huida. Responsable de dilatar pupilas, inhibir la salivación, acelerar ritmo cardiaco, inhibir digestión y estimula la liberación de glucosa.

Ahora bien, conociendo un poco sobre nuestro sistema nervioso, nos percatamos que todos los síntomas y sensaciones que experimentamos a diario pueden estar estrechamente relacionadas al estrés.

Cuando nuestro cuerpo comienza a tensarse a raíz de no tomar un descanso en tu trabajo o en el hogar, el no alimentarse adecuadamente, no dormir lo suficiente y preocuparse en exceso; puede ocasionar un desequilibrio en ti. Debes hacer un alto en tu vida e identificar como están tus niveles de estrés y realizar cambios en tu estilo de vida y en tus pensamientos.

Eliminar estresores externos, como:

Exposición noticias negativas
Personas que no aportan nada a tu vida.
Conductas perjudiciales para tu salud física y emociona (drogas, alcohol)
Pensamientos negativos o irracionales

El mantener un estilo de vida equilibrado te ayudará a mantener tu cuerpo en niveles optimo, disminuyendo la tensión y el estrés, a su vez activa tu sistema parasimpático responsable de mantener un estado de descanso o relajación. Entre sus funciones se encuentra el control de tus pupilas, reducción del ritmo cardiaco y estimulación de la actividad digestiva, entre otras.

metodos-de-relajacion-aquilea-sueno¿Como puedo estabilizar mi organismo y liberarme del estrés?

1. Aprende a decir que NO
2. Una Buena Alimentación
3. Ejercicios físico
4. Ser emocionalmente asertivo, que tus acciones estén determinadas por tu interior.
5. Amate a ti mismo
6. Perdónate
7. Maneja el enojo
8. Deja de tratar de controlar todo
9. Practica ejercicios de respiración
10. Ten buenos hábitos del sueño, acuéstate a una hora adecuada.
11. Lo que sueles hacer para los demás, hazlo para ti.

Tips:

• Durante tu día, ya sea en el trabajo o en el hogar, Detente de 3 a 5 veces para que actives tu sistema parasimpático.

• Realiza una respiración diafragmática en tres tiempos, relajando tu abdomen
• Destensando tus músculos
• Toma 8 onzas de agua

Y lo más importante de todo

Pierde el miedo a sentir y a vivir… Se feliz, Se libre, se Tú…

Fundadora de Psiconatural, Servicios Psicológicos Alternativos
Especialista en Trastornos de Ansiedad.[soundcloud url=”https://api.soundcloud.com/tracks/315488786″ params=”auto_play=false&hide_related=false&show_comments=true&show_user=true&show_reposts=false&visual=true” width=”100%” height=”450″ iframe=”true” /]

Please wait...

Quieres Vivir Libre de Ansiedad y Pánico

Deseo Vivir en Libertad y Bienestar!
Loading...